El fichaje de Pablo Motos por Antena3. Lo que no han contado. Crítica

Cambios de aires son los que se avecinan para Pablo Motos, Jorge Salvador y sus productos. El Hormiguero cambiará de localización, a partir de septiembre se emitirá en Antena3.

Hemos podido conocer que  la operación no ha sido fruto de un arrebato o una simple reunión, en la que no se llegó a un acuerdo económico. El negocio ya se había cerrado en el mes de enero, pero por precaución y para no enfrentarse con Telecinco se mantuvo en completo silencio.

Además, al parecer tanto Pablo Motos como su socio Jorge Salvador no entendían sus productos en la misma cadena tras la fusión de Telecinco y Cuatro, es entonces cuando decidieron que necesitaban un nuevo lugar de trabajo y desafiar nuevos retos.

Esto es lo que cuentan, pero mucho me temo que la política que está llevando Telecinco no convence a nadie últimamente. La presión en el precio de los formatos producidos, la variabilidad y el cambio de cadena, programas que cambian de Telecinco a Cuatro de la noche a la mañana. Esto hace que a la hermana adoptada, la marginada de Cuatro, esté perdiendo poco a poco su identidad, y eso que fue lo primero que se solicitó antes de realizar la compra/fusión. Ambas cadenas mantendrían su imagen corporativa.

Antena 3 confía en el Hormiguero

A la cadena de Planeta le gusta, la imagen, el humor aportado y el tipo de entretenimiento que aporta un programa de este tipo. Además Antena3 lleva tiempo buscando un programa que cree imagen en su parrilla, por lo que el matrimonio se promete, de momento, feliz.

El formato rompe de este modo 5 años de relación con Cuatro. En este trayecto además de haber visto desfilar a una buena cantidad de famosos haciéndose partícipes de las pruebas a las que son sometidos, la productora 7 y acción ha sido reconocida con varios premios, entre ellos fue elegido el formato más original de la televisión.

En la actualidad, el Hormiguero está siendo vendido a otros países, semanas atrás Jorge Salvador intentaba cerrar un acuerdo con una televisión Mexicana.

¿Futuro de Telecinco?

Es evidente que la marcha de este programa no va variar la audiencia, ni la rentabilidad de la cadena de Fuencarral. Lo que esta cadena está perdiendo es la aceptación del público, del público que se plantee lo que ver y lo que le ofrecen para ver. Es evidente, que es más rentable meter en un plató a diez tertulianos, cuanto más frikies mejor, contratarles a jornada completa y que estos mismos estén en los platós de la mañana a la noche. ¿Es eso rentabilizar? No, perdón eso se llama cubrir parrilla. Hay programas que son cebados desde la mañana con Ana Rosa Quintana, hasta altas horas de la madrigada con Resistiré, ¿vale? Y a eso, yo le llamo ser un cansino.

El espectador ahora tiene muchas más posibilidades de cambiar de canal, más opciones y a medida que pase este aluvión de ofertas se irá convirtiendo en un televidente más experto y selectivo. Para enfrentarse a esto hay que hacer un equilibrio entre lo invertido y la calidad del producto. Y esta, pasa por una oferta variada, no repetida hasta la saciedad, además de  innovar y confiar, cosa que ninguna cadena hace, en el producto nacional. Cuando digo producto, me refiero a ideas y formatos nacidos aquí. Poco o nada tengo que ver con un Alemán, un Italiano o un Ruso por mucho que haya triunfado en ese país un formato, eso no es sinónimo de que vaya a hacerlo aquí en España.

*En este artículo hay datos obtenidos de elconfidencialdigital