El hijo biológico de Woody Allen, rechaza su apellido

El único hijo biológico de Woody Allen, Ronan, lleva más de cinco años enfadado con su padre. La relación es pésima y según las palabras de su propio hijo: “No puedo tener una relación con él y ser consistente” declaró recientemente.

A los 23 años, el único hijo biológico de Woody Allen con la actriz Mia Farrow reniega de su apellido y niega tener ningún tipo de relación con su padre. Mientras, triunfa en el mundo de la política y recientemente obtuvo una beca para estudiar en la prestigiosa Universidad de Oxford.

Ronan tiene sus motivos para no haber querido estar cerca del director desde los cinco años. En 1992, Allen confesó que había comenzado una relación con Soon-Yi durante su matrimonio con Farrow.

El dato no menor es que Soon-Yi había sido adoptada por la artista. Era, junto con otros dos niños, hermana de Ronan. Cuando salió a la luz que el cineasta se había acostado con la hija de su pareja se armó un gran revuelo público.

“Él es mi papá, que está casado con mi hermana. Eso me convierte en su hijo y su cuñado. Es una enorme trasgresión moral. No puedo ni verlo, no puedo tener una relación con él y ser moralmente consistente”, explica Ronan, que aclara que mantiene vínculos con sus otros dos hermanos adoptivos.